Sociedad Efectos de la sequía

Confirman la causa de la tremenda mortandad de peces en laguna santafesina

Lo establecieron especialistas del Ministerio de Ambiente y Cambio Climático de la provincia de Santa Fe. La baja en el caudal en la laguna y las altas temperaturas, fueron factores decisivos en la mortandad de los peces.
La mortandad de peces en una laguna del norte de Santa Fe se debió a "la ausencia o disminución considerable del oxígeno disuelto en el agua", causado a su vez por la baja en el caudal y las altas temperaturas, indica un informe preliminar realizado por técnicos del Ministerio de Ambiente y Cambio Climático de la provincia. El asesor técnico del ministerio, Gaspar Borra, explicó que las lagunas "no tienen aportes de ríos o arroyos" y con la sequía "se van secando o mantienen un caudal de agua tan bajo que cuando las altas temperaturas las calientan pierden oxígeno".
"Se produce el fenómeno de hipoxia o anoxia, que en definitiva es la ausencia o disminución considerable del oxígeno disuelto en el agua”, detalló Borra.
Personal técnico de la cartera estuvo ayer en la Laguna Del Plata, situada 180 kilómetros al norte de la capital provincial, y en su informe preliminar confirmó que la mortandad de miles de peces respondió a "la disminución considerable en los niveles de oxígeno disuelto en el agua", algo que "no se ha manifestado en el cauce principal de los ríos de la provincia".
“El objetivo fue analizar la situación, evaluar el escenario y tomar muestras tanto de los peces muertos, como del agua", comentó Danilo Demonte, biólogo de la Dirección de Manejo Sustentable de los Recursos Pesqueros.
Además, el técnico aclaró que necesitan "ver el volumen de los pescados y tomar muestras que nos permitan contar con un mayor caudal de información para saber las razones de la mortandad".
Borra explicó que “la evaluación que debe hacerse antes de proceder al retiro de los peces muertos es si no estamos afectando las márgenes de las lagunas si se utilizan equipos pesados. Además, se estaría sacando del medio natural a estos peces, que forman parte de un sistema donde habitaron y murieron”.“Cuando se los retira, se priva también de alimento a toda la cadena alimentaria, desde las bacterias hasta las aves carroñeras, incluyendo a otros peces e insectos. En estos sitios naturales, lo que debemos hacer es tratar de intervenir lo menos posible para evitar que un fenómeno natural termine afectando el ambiente”, añadió.
Finalmente, el funcionario aconsejó a la población "no consumir ejemplares muertos o moribundos, ya que los peces se descomponen rápidamente y podrían representar un grave riesgo para la salud”.

Comentá la nota

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
ELONCE se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación...

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

NOTICIAS DESTACADAS