Sociedad Identidad

Un "niñe" de 12 años busca ser reconocido legalmente como "bigénero"

Sasha Daniel solicitó el cambio en su DNI hace más de dos meses. Se considera tanto femenino como masculino: "Siempre sentí que yo era los dos, pero lo reprimía", aseguró.
Sasha Daniel solicitó el cambio en su DNI hace más de dos meses.-
Foto: Sasha Daniel solicitó el cambio en su DNI hace más de dos meses.-
Crédito: Los Andes
Nació en 2007 en Mendoza y en su DNI establecieron que era mujer. Pero los años pasaron y Sasha Daniel fue construyendo su identidad de género, buscando respuesta a las preguntas que tenía y ahora, a los 12 años de edad, pide que su documento consigne que es una persona bigénero.

Se identifica con pronombres tanto femeninos como masculinos o también con lenguaje inclusivo (es tanto ella y él como elle), y pide que eso se vea reflejado en una clasificación registral que por ahora sólo acepta la concepción binaria femenino-masculino.

Su mamá, Eva Baeza, habló en distintos medios mendocinos para visibilizar el caso y pedir que acepten la identidad de su hije: "Nos asignan un sexo al nacer que supone que va a coincidir con la identidad pero no es así en todos los casos. Investigando, encontró esto de ser bigénero. Dice que se siente mujer y varón a la vez".

Eva explica que Sasha Daniel tuvo un largo proceso hasta llegar a su actual identificación. Las preguntas comenzaron a muy temprana edad y consultó con distintos profesionales de la salud hasta llegar a una conclusión.

"Siempre sentí que yo era los dos, pero lo reprimía. Porque la sociedad lo reprimía, y yo sentía que tenía que ser uno u otro; pero no podía ser los dos. Hace un año empecé a investigar, me hice preguntas, fui a la psicóloga y me saqué todo de adentro. Y me reconocí como bigénero", cuenta la protagonista de esta historia al diario Los Andes. Sasha Daniel consultó con diversos psicólogos, también investigó por su cuenta en Internet y se informó en profundidad sobre género y las identidades posible que, remarca, no son solamente dos.

"Ahí es donde te das cuenta de que la ley está incompleta. Porque no hay dos géneros nada más, hay muchos. Hay personas que no son ni masculino ni femenino, pero no por ello se perciben como sin género. Ese es mi caso", detalla.
La ley actualmente no reconoce estos casos, pero ha habido cambios. También Mendoza, en noviembre de 2018 el Registro Civil avaló el pedido hecho por dos personas que pedían figurar en el DNI como "sin género" y se estableció que aparecería una raya en el campo donde se indica "sexo". También labraron una nueva partida de nacimiento con una modificación similar.

El objetivo de Sasha Daniel va por el mismo carril y pide que, en su caso, figure marcado tanto femenino como masculino. "Hace dos meses hicimos el pedido que se consigne en el DNI el bigénero. La Ley de Identidad de Género es binaria por lo que no dio a lugar el pedido", cuenta Baeza. Ahora intentarán modificar primero el nombre y después insistir con el cambio en la designación de género.

"El año pasado me planteé que era bigénero, y me pregunté si tenía algo de malo. Por supuesto que la respuesta fue que no. En la infancia y en la pre adolescencia hay niños trans, la madurez no es algo exclusivo de la adolescencia", sostiene Sasha Daniel, ante críticas que le hicieron respecto a que era demasiado joven para definir su identidad de género en esos términos.
(Los Andes)

Su madre y sus abuelos, en paralelo, apoyan su decisión y la lucha para que lo reconozcan. En la escuela a la que concurre Sasha Daniel, Patricias Mendocinas, trabajan para que se acepte su identidad: "Hablamos con la directora para que se respetara la Ley de Género. Se están adaptando de a poco y no hemos tenido ningún problema. Hay mentalidades cerradas que de a poco empiezan a adaptarse", asegura la mamá en diálogo con el portal Mendoza Post.

Para Sasha Daniel queda mucho camino por recorrer, y no solamente en su caso, sino en el modo en que la sociedad entiende el género y cuáles son los modos posibles de identificarse. "En los últimos años han existido avances en la reivindicación y reconocimiento de derechos, como por ejemplo la Ley de Identidad de Género y la de Educación Sexual Integral (ESI). Sin embargo, en el caso de la ESI, falta salir de los estereotipos y de los dos géneros".

Comentá la nota

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
ELONCE se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación...

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

NOTICIAS DESTACADAS