Sociedad Incumplimientos de restricciones

Clausuraron una decena de comercios y hubo numerosas fiestas en Concordia

Alrededor de 50 intervenciones formales y más de 15 acciones disuasivas se contabilizaron entre la noche del sábado y la madrugada del domingo. A las fiestas clandestinas se sumaron las clausuras de varios comercios.
En un trabajo en conjunto entre las diferentes áreas municipales y el personal de la Policía de Entre Ríos, el fin de semana debieron responder a varias denuncias y constataron diversas infracciones a las normas vigentes en el marco de la emergencia sanitaria. Alrededor de 50 intervenciones formales y más de 15 acciones disuasivas se contabilizaron en el resumen del trabajo desarrollado en horas nocturnas del sábado y la madrugada del domingo.
Entre otras acciones, fueron clausurados seis kioscos en diferentes barrios (por no respetar el horario de cierre, incumplir el protocolo sanitario o facilitar el consumo de bebidas alcohólicas en la vía pública), dos cervecerías (principalmente por la cantidad de concurrentes y el descuido de las medidas de bioseguridad), y un par de bares. Los operativos también abarcaron numerosas reuniones sociales y fiestas privadas, donde se dispersó a los concurrentes y se labraron las actas correspondientes, luego de dar parte a la Justicia.
Del mismo modo se actuó preventivamente en situaciones donde el llamado de algún vecino o la presencia temprana de los inspectores, impidió que se realicen reuniones o festejos fuera de lo permitido.

Negligencia y falta de solidaridad

"El mejor operativo sería aquel en el que no hiciéramos clausuras ni actas porque todos cumplen; pero la realidad de cada fin de semana nos muestra todo lo contrario. Hay cada vez más gente que actúa con negligencia y absoluta falta de solidaridad con los demás, poniendo en riesgo la salud de todos", señaló el director municipal de Inspección General, Marcelo Tessani.

"Es algo que hablamos siempre con los inspectores. Uno sale con la esperanza de que sea una noche tranquila y la gente se comporte bien, pero vuelve decepcionado por tanta irresponsabilidad y falta de conciencia", confesó el funcionario municipal.

"En muchos operativos la gente insulta a los inspectores, le gritan a nuestras compañeras de trabajo, se ponen agresivos. Y no entienden que lo que hacemos es para cuidarlos, para cuidar a sus propias familias, para evitar que el coronavirus siga llevándose la salud o la vida de mucha gente", agregó.
Al tiempo que argumentó que "hay personas, a veces jóvenes y adultos también, que nos recriminan como si nos gustara hacer estos operativos o de clausurar algún lugar. Como si el sentido que tuviera esto es hacer multas o hubiera algún mérito en sumar más actas. Pero no entienden que por juntarse a comer un asado o festejar un cumpleaños con los amigos se arriesgan a desperdiciar todo el esfuerzo que tanta gente está haciendo para sobrellevar de la mejor forma esta emergencia".

"A veces la gente se queda con el título en el diario de tantos o cuantos operativos por noche, pero lo que hay que entender que detrás de estos datos que se publican hay un montón de gente que se comporta como si le diera lo mismo estar sano o enfermo o contagiarse y perder a un ser querido", concluyó el titular de Inspección.

Comentá la nota

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
ELONCE se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación...

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

NOTICIAS DESTACADAS