Sociedad El fundamento de Damonte

"El jugador que no mira en las fotos": Emotiva historia detrás de las imágenes

Israel Damonte, es el "jugador que no mira en las fotos" del equipo antes de comenzar los partidos. Lo hace hace años. Lo hizo en Arsenal, Estudiantes, Nacional de Montevideo o Huracán. La historia detrás de la imagen.
Muchos dicen que las fotos de equipo no tienen otro destino que la cámara del fotógrafo, o algún archivo de agencia. En plena era digital, el tiempo de los pósters parece haber quedado atrás. Pero alguien se tomó el tiempo de revisar las fotos de Huracán y encontró un detalle que, redes sociales mediante, se hizo viral: Israel Damonte no mira a la cámara.
No es una foto. Son cientos. Y no discrimina equipo: lo hizo en Arsenal, Estudiantes, Nacional de Montevideo o Huracán, por citar algunos de los clubes por los que pasó en su extensa carrera. "Es una cábala", pensaron.
Gesto y homenaje
Pero fue el propio Damonte, el que explicó en 2016, el por qué de su mirada perdida, de su gesto. "Es un homenaje a mi hermano David, que falleció hace un tiempo (2009). Casi siempre salía así y me acuerdo que mi mamá se enojó mucho cuando salió distraído en la foto del viaje de fin de curso a Bariloche", explicó hace un año y medio, según reproduce el diario El Día de La Plata.
David perdió la vida en el 2009, en un accidente de tránsito y desde entonces, Israel sale así en cada foto para tenerlo presente.
Un homenaje que pocos sabían y que hasta tomó por sorpresa a algunos de sus compañeros. "Solari no sabía nada y se pasó horas buscando una foto para un póster. 'Isra, en todas salís de costado', me dijo". El diálogo entre Damonte y Augusto Solari, ahora en Racing, da muestra de ello.
Duro momento en Estudiantes-Gimnasia
Damonte fue uno de los protagonistas de la batalla campal entre Estudiantes y Gimnasia en el amistoso del verano 2016. El volante se arrepintió de ser parte del escándalo, pero después reveló que el año anterior un rival ya había intentado desestabilizarlo emocionalmente con la muerte de su hermano.
"Siempre hay que tratar de contar hasta diez para evitar una reacción y hoy no lo hice. Estoy arrepentido", sostuvo, tras la gresca de verano. Y agregó: "El año pasado me recordaron la muerte de mi hermano y me la tuve que comer pero ahora no pude controlarme. Hoy dejo una imagen que no es la que he llevado a lo largo de mi vida, tanto en lo personal como en lo profesional".
Otro homenaje
Pero el jugador no solo rinde homenaje a su hermano en la cancha, también complace a su papá con su particular color de pelo. El mediocampista reveló que se tiñe el pelo para que su padre lo reconozca. "Me fui a San Martín de Mendoza en el Nacional B, era un equipo chico y nos televisaban cuando jugábamos contra los grandes o importantes. El Chueco Blanco se teñía de amarillo y jugábamos doble cinco y mi papá me decía que no nos conocía nadie y me dijo de teñirme porque no me reconocían. Me daba cosa, y un día me gustó un estilo canoso y ahí empecé", explicó a TyC Sports.
Su carrera
Damonte, de 36 años, debutó en Estudiantes en 2001. Después pasó por Quilmes, San Martín de Mendoza, Gimnasia y Esgrima de Jujuy, Tiburones Rojos de México, Nueva Chicago, Arsenal, Asteras Tripolis de Grecia, Godoy cruz, Nacional de Uruguay, Estudiantes y Huracán.

Comentá la nota

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
ELONCE se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación...

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

NOTICIAS DESTACADAS