Policiales Horror en Santiago del Estero

Hermanitos huérfanos eran sometidos a crueles castigos hasta que uno escapó

Uno de los chicos de 11 años pudo huir de los tormentos y estuvo 48 horas desaparecido. Al encontrarlo puso al descubierto que su cuñado los tenía sin alimentarlos, forzados a limpiar un baño precario y que eran golpeados con rebenques.
La fuga de un niño sacó a la luz una vida de crueles castigos
Foto: La fuga de un niño sacó a la luz una vida de crueles castigos
Crédito: El Libera
El cuñado de un niño que estuvo fuera de su hogar por 48 horas, fue aprehendido, sospechado de haber sometido a graves vejámenes físicos al menor y a seis de sus hermanitos, huérfanos en Santiago del Estero. Al parecer los tenía sin alimentarlos, forzados a limpiar diariamente un baño precario y eran golpeados con rebenques en todo el cuerpo.

El pequeño, Miguel Ángel, de 11 años huyó de esos tormentos y por dos días fue buscado por la policía, temiendo lo peor. Afortunadamente se lo encontró con vida y allí se conoció la pesadilla que sufría.

Los fiscales ordenaron la detención del sujeto, tras evaluar los informes psicológicos de los niños, las conclusiones de los médicos y luego de escuchar el crudo relato de la víctima, publica el diario El Liberal.

Son diez chicos los afectados. El año pasado se quedaron huérfanos de madre. Las autoridades dispusieron alojarlos en un Hogar Escuela.

Desde abril, todos fueron llevados por su hermana mayor (madre de 2 niños). La mujer está en pareja con el ahora detenido.

Desde un principio, el hombre (a quien llamaban "papi") dejó en claro sus reglas. Debían limpiar un baño precario, nada de llanto, y podrían comer sólo cuando él así lo resolviera.

En estos cinco meses, era habitual que Miguel Ángel fuese llevado al fondo de la casa y agredido con un rebenque.

Más de un vecino contemplaba la agresión, impotente y con bronca, pero no decían nada. Reacción lógica en Miguel Ángel, el lunes se escapó y movilizó a varias fuerzas policiales.

En las 48 horas de ausencia, los fiscales coparon la casa y escucharon a los demás nenitos. Algunos miraron tímidamente. Otros se animaron y mostraron las escoriaciones que tenían en brazos y rodillas. Fue un golpe fuerte incluso para el equipo fiscal.

No era común que tantos hermanitos huérfanos recibieran semejantes malos tratos, estando al "cuidado" de su hermana mayor.

Uno de los chicos lloró y desgranó su historia, atribuyéndole al cuñado la autoría de diaria de agresiones, encierros y torturas.

Comentá la nota

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
ELONCE se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación...

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

NOTICIAS DESTACADAS