Policiales Santa Fe

Asesinaron a un arquitecto que pretendió frustar el robo a una embarazada

Ariel Castelló tenía 42 años y en la siesta del domingo pretendió ayudar a una embarazada a la que un malviviente pretendía arrebatarle la cartera. En el forcejeo, el ladrón le efectuó un disparo que resultó mortal.
Ariel Castelló tenía 42 años y en la siesta del domingo pretendió ayudar a una embarazada a la que un malviviente pretendía arrebatarle la cartera.

Pero en medio de los forcejeos, el ladrón alcanzó a manotear el arma de fuego que llevaba consigo y efectuó varios tiros, uno de los cuales impactó en el abdomen de Castelló.

Ocurrió en calles Juan D. de Solís y Tucumán, en el barrio Roma de la ciudad de Santa Fe.

La víctima fue trasladada al hospital Cullen pero pese a los esfuerzos realizados finalmente se produjo su deceso.

Castelló era arquitecto y se desempeñaba en el área de Tasación y Convenios, bajo la órbita de la Dirección de Tierras de Vialidad de Santa Fe.

Era padre de dos niños de 9 y 2 años.
Sobre el detenido se supo que fue arrestado por la policía luego de ser retenido por los vecinos. Tiene 20 años y, según la información que trascendió, tendría un vasto prontuario en materia delictiva. Según trascendió es oriundo de Villa Oculta y sería sobrino de uno de los cabecillas de la barra brava del club Unión.
"Me apoyó el arma en la panza"
Yanina es la joven que ayer fue víctima del asalto. Está cursando el 8º mes de embarazo y aún no puede recuperarse de lo vivido.

Así y todo, esta mañana mantuvo un diálogo con un grupo de periodistas donde narró detalles de lo sucedido.

"La verdad es que mucho no puedo contar, porque después de lo que pasó yo estaba muy nerviosa... en estado de shock. Me fui a hacer atender al hospital más que nada por mi bebé, porque no lo sentía. No sentía nada", comenzó su relato.

"Lo único que hice fue salir corriendo, después no vi más nada. En ese momento no había nadie en la calle", agregó.

En cuanto a la secuencia del hecho dijo que "el tipo apareció de golpe y nos arrinconó contra la puerta de mi casa. Un muchacho bien vestido, con casco. Además tenía una moto nueva. Jamás me imaginé que me quería robar. Podía ser un amigo de mi hijo, o alguien que preguntaba por alguna dirección. Mi hermana me dice que primero estuvo parado enfrente y después se nos vino encima".

"Yo salí corriendo hasta que llegué a la casa de un vecino. Ahí fue cuando escuché los tres disparos. Lo único que pensé fue 'mi hijo, por Dios', porque yo sabía que mi otro hijo estaba adentro de mi casa. Y como tiene 17 años no sabía cómo iba a reaccionar. Tenía temor porque quizás había escuchado los gritos y podía haber salido a la calle.

"Lo único que miraba para atrás y podía ver que no me siguiera en la moto. A mí me apuntó con el arma y me la apoyó en la panza. Entonces suelto la cartera y mi hermana me la agarra. Yo me saqué las sandalias y me largué a correr, y correr... sin pensar si el tipo me podía disparar. Mi hermana me agarró la cartera y también se puso a correr. Al tipo no le importaba nada. Ya traía el arma cargada", cerró. (ElLitoral)

Comentá la nota

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
ELONCE se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación...

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

NOTICIAS DESTACADAS