Policiales Caso Chocobar

Los chats del cómplice del ladrón asesinado por el policía

Tiene 17 años y la mañana del ataque había ido a buscar a Juan Pablo Kukoc para "festejar su libertad". Se habían conocido en un centro correccional de menores.
Un hecho de inseguridad y una situación que a punto de cumplir dos meses sigue en boca de todos. Un primer capítulo tuvo al estadounidense Joe Wolek (54) en el centro de la escena, al quedar herido de varias puñaladas tras ser asaltado y atacado por delincuentes, uno de 17 y otro de 18 años.

Esta semana, un tuit publicado por el policía Luis Chocobar recrudeció el tema, al criticar el accionar de la Justicia por haberlo procesado y embargado en 400.000 pesos.

Agente de la Policía de la localidad bonaerense de Avellaneda, Chocobar tuvo participación activa aquella mañana del 8 de diciembre de 2017. Vio el robo, corrió a los ladrones y disparó contra uno de ellos, que murió días más tarde.

Se llamaba Juan Pablo Kukoc, de 18 años. Había estado en un instituto correccional, allí había conocido al que esa mañana iba a ser su cómplice en el asalto.

En el procesamiento, Ivonne Kukoc, madre de Juan Pablo, resalta que su hijo conoció al otro joven en el "Instituto San Martín" (por el Centro correccional juvenil) y que ese mismo día había salido en libertad: fue a encontrarse con Kukoc y lo invitó a "festejar su libertad".

Según la declaración de la mujer, escuchó al "amigo" de su hijo en la puerta de su casa.

"Le preguntó a su hijo si quería recorrer el barrio 'para ver qué sale'. Ante lo que la señora Kukoc le pidió que se retirara", reza el procesamiento.

La mujer se fue a llevar a otro de sus hijos a la Plaza Matheu, porque se iba de viaje de egresados. Al regresar, notó el operativo de la Policía y vio a su hijo herido, tendido en el suelo.

Cuando detuvieron al cómplice de Kukoc, un menor de edad con antecedentes, registraron su teléfono. Entre otras cosas, encontraron chats de redes sociales y mensajes de texto donde hacía referencia a la mañana de fatal.

"Le robamos y bueno, nos empezó a correr. Saltaron justicieros, nos separamos y bueno... Después pasé por la casa y estaba ahí con todo la 'gorra' (policía)", dijo el adolescente después del hecho a uno de sus contactos. Y en otra charla siguió: "... Y vi que corrió Pablo, a mí me estaban persiguiendo (...) No sé, a mí me perseguían, después que me dejaron de seguir, pasé por su casa y estaba la Policía".

El juez que lleva la causa por ese homicidio también procesó al adolescente de 17 años por "homicidio criminis causae en grado de tentativa, el que concurre en forma ideal con el delito de robo agravado por haberle provocado a la víctima las lesiones". Aunque "sin prisión preventiva por ser una persona menor de 18 años".

Se trata del juez de Menores 1 Enrique Velázquez, quien al momento de intervenir en la causa de aquel caso estaba a cargo de Juzgado 7.

Según el Centro de Información Judicial (CIJ), quedó a cargo de la causa de Chocobar luego de que el 13 de diciembre último fue detenido el menor de edad acusado de ser el cómplice del asaltante que terminó muerto en el ataque al turista Frank Wolek, cometido cinco días antes en La Boca.

Hasta esa detención, el expediente había estado en manos del juez en lo Criminal 17 Gustavo Pierreti.

Comentá la nota

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
ELONCE se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación...

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

NOTICIAS DESTACADAS