Internacionales

EE.UU reconoce que está "lejos" de resolver conflicto con Corea del Norte

El secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, reconoció que Estados Unidos está todavía lejos de encontrar una solución al conflicto nuclear con Corea del Norte. "No estamos donde deberíamos estar", admitió.
El secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, reconoció hoy que Estados Unidos está todavía lejos de encontrar una solución al conflicto nuclear con Corea del Norte.

"No estamos donde deberíamos estar", admitió el funcionario en declaraciones al noticiero norteamericano FoxNews.

"Todavía queda mucho trabajo por hacer", agregó Pompeo, quien hoy cumple dos meses en la función de secretario de Estado, luego de que el presidente Donald Trump despidiera por Twitter a su antecesor, Rex Tillerson.

En las últimas semanas, Pompeo viajó dos veces a Corea del Norte, una en su anterior función como director de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) y otra en su cargo actual.

El miércoles pasado, Pompeo viajó a Pyongyang para ultimar preparativos de la histórica cumbre que celebrarán Trump y el líder norcoreano Kim Jong-un, que tendrá lugar el 12 de junio en Singapur, con el que ambos países mantienen buenas relaciones.

Entre los principales objetivos del encuentro figura la posibilidad de fijar fecha y lugar del encuentro bilateral de mandatarios que se presume se realizará a fin de mes o inicios de junio, según indicó días atrás el propio Trump.

Corea del Norte anunció ayer que el país está tomando "medidas técnicas" para desmantelar su centro de pruebas nucleares en vísperas del encuentro.

"Está prevista una ceremonia para desmantelar la planta de ensayos nucleares entre el 23 y el 25 de mayo, en función de las condiciones meteorológicas", informó el Ministerio de Relaciones Exteriores norcoreano, citado por la agencia oficial KCNA.

La reunión será la primera en la historia de los dos países, tras décadas de diferencias, por el conflicto surgido al término de la Segunda Guerra Mundial, cuando la península coreana se dividió en dos países: uno comunista, apoyado por la Unión Soviética, y otro capitalista, apoyado por Estados Unidos.

Tanto la cumbre intercoreana de finales de abril como la que reunirá a Trump y Kim en junio buscan solucionar por vía pacífica el conflicto por el programa nuclear norcoreano.

Según informó Seúl, que hizo de intermediario de cara a la reunión entre Washington y Pyongyang, Kim tiene un interés genuino en deshacerse de sus armas nucleares a cambio de beneficios económicos.

Los objetivos fijados por los líderes coreanos en la histórica cumbre van en ese sentido: tener una península libre de armas nucleares y un acuerdo de paz definitivo que cierre la guerra de Corea (1950-53).

No obstante, aún persisten dudas entre los expertos sobre si Kim aceptará renunciar por completo a su arsenal, que hasta ahora el régimen consideró como su mejor arma de disuasión y única garantía de supervivencia.

Comentá la nota

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
ELONCE se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación...

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

NOTICIAS DESTACADAS