Internacionales Otro atentado en Inglaterra

Explosión en Londres: Más de dos decenas de heridos por atentado en el subte

Un artefacto de fabricación casera estalló en el último vagón de un tren. Atemorizada por la explosión, la gente huyó en estampida. Es el quinto ataque en Londres en apenas seis meses. Las personas heridas serían al menos 22.
Otra vez en Londres. Un atentado terrorista en un tren de la estación Parsons Green, en el sudoeste de la capital británica, ha dejado esta mañana al menos 22 heridos y muchos quemados, entre ellos niños. La policía confirmó que fue un "atentado terrorista". Un mecanismo similar a una "cacerola a presión", cargada con químicos, detonó "parcialmente" en el último de los vagones del subterráneo, según fuentes de la policía terrorista británica. En Parsons Green, el "Tube" se encuentra en la superficie en ese tramo y eso evitó una tragedia similar a la de los atentados en los subterráneos en Londres antes.
El explosivo no detonó completamente. Un elemento que ayudará a la policía en la investigación. No hay nadie herido de extrema gravedad, según los servicios de emergencia, pero la mayoría de la heridos tienen quemaduras. La policía revisa los videos de la estación para detectar a sospechosos. Temen que existan otros explosivos en otras líneas. Los trenes en Londres tienen cámaras CCTV, que están siendo revisadas mientras un helicóptero con equipamiento térmico sobrevuela. Se teme que haya sospechosos en fuga.
Mark Rowley, comisionado asistente de la policía metropolitana, confirmó que se trata de "un explosivo improvisado".
Cuando el tren se detuvo en Parsons Green a las 8 y 20 veinte de la mañana, una bola de fuego explotó en el interior del último vagón del tren. Los pasajeros huyeron en estampida mientras el tren se llenaba de un "olor químico, como si una lata se estuviera quemando", según la descripción de uno de los pasajeros que estaba en el próximo vagón.Un tarro de plástico de pintura, con su interior en llamas y cubierto por una bolsa de plástico de un supermercado Lidl, fue fotografiado por uno de los pasajeros antes de huir. Las versiones de que se encontró un segundo explosivo son falsas, aclaró la policía. Otros videos en las redes sociales muestran el tarro blanco con fuego y cables saliendo de él.

Los pasajeros huyeron por las puertas del tren y las escaleras de la estación en la línea Distric, cuando el tren se detuvo un minuto después de la explosión. La policía pide "calma, permanecer alerta" mientras cerró otras estaciones de la misma línea. El tren había partido de la estación de Wimbledon, cuando la mayoría de la gente parte a trabajar en Londres.
Chris Wildish estaba en el tren. Ella vio un "tarro blanco, como el de los albañiles, blanco. Salían llamas y varios cables saliendo. Uno se podía imaginar por qué", dijo.
Ryan Barnet, que estaba en el tren, observó gente "tomándose selfies" en la estación. Su descripción a la agencia PA es la más detallada del pos incidente.
"Yo tuve suerte. No estaba en el vagón pero me agarró la estampida. Tenía puesto mis auriculares cuando las puertas se abrieron, no presté atención. De pronto centenares de personas me cruzaron gritando "ataque terrorista", "explosión", "salgan del tren". "Corra". Yo iba corriendo por la escalera. Pero cuando estaba en la escalera, el guarda y otros pasajeros comenzaron a gritar "Stop, stop". Terminé apretado en la escalera. La gente se caía, lloraban. Tenía chicos que se prendían de mi espalda. Era un caos absoluto. Era aterrador porque pensé que íbamos a quedar atrapados allí. Vi una mujer embarazada perder sus zapatos y caer. Sentí que era una eternidad. Probablemente fueron unos minutos. Había una pareja que tomaba selfies. Y yo me pregunté :"¿Qué ha pasado en este mundo?", relató.
Sylvain Pennec estaba a diez metros de la explosión. "Escuché un boom y cuando volví a mirar había llamas por todos lados. La gente comenzó a correr pero tuvimos suerte que el tren iba llegando a Parsons Greens. En ese momento, las puertas se abrieron. La gente corría, colapsaba corriendo, se empujada", contó el ingeniero de software a diferentes periodistas en la escena.
Otro describió el artefacto como "una gran tarro de mayonesa que usan en los restaurantes. "No sé si fue una reacción química pero parecía hecha artesanalmente. Pero yo no soy un experto", describió.La policía cerró y despejó el área. Pero testigos sostienen que la explosión se produjo en el último vagón del subte. "Vi gente quemada y a otros se les caía el pelo", describió una periodista del diario Metro, que iba en el tren.
Richard Aylmer Hall, que era pasajero en la Distric Line, dijo a la agencia PA que muchos se hirieron en la estampida.
"Yo no escuché el boom pero si vi inesperadamente pánico, gente gritando. Vi una mujer llorando. Hubo empujones, avalancha en la escalera huyendo hacia la calle.Mucha gente fue empujada y pisada. Vi dos mujeres tratadas por personal de la ambulancia" describió.

Otra periodista de BBB, Sophie Raworth, presente en el lugar, observó "una mujer en una camilla con quemaduras en su cara y en sus piernas".
James Jackson estaba llegando a la estación cuando se enfrentó a todos tratando de escapar. "Caminé hacia la estación. Había sangre en el piso y gente subiendo por las escaleras gritando "Salgan. Explosión". La gente salía con los rostros sangrando. Ahora han sido llevadas a las ambulancias" dijo.
Los servicios de transporte fueron suspendidos entre Edgware Road y Wimbledon. Los heridos están siendo trasladados a St Mary Hospital y al Chelsea y Westminster Hospital. Uno de los heridos fue subido a la ambulancia con un aparato que lo ayudada a respirar, según testigos.
El ataque intentó ser algo similar a los ataques terroristas simultáneos que estremecieron los "Tubes" de Londres, que dejaron docenas de víctimas en el subterráneo. Se produce cuando la capital británica se encuentra en "alerta severa" después de cuatro ataques terroristas en 2017. Inicialmente la policía de transportes trató "el incidente mayor" hasta que a las 11 de la mañana (hora británica) fue considerado un "ataque terrorista". La policía pide a los que tengan información o hayan sido testigos o cuenten con fotos o videos de contactarlos.
La primera ministra Theresa May convocó al comité de emergencia Cobra para tratar el incidente esta tarde mientras la policía observa las imágenes de video CCTV de la estación para tratar de detectar a los sospechosos.

El alcalde de Londres, Sadiq Khan llamó a la población a la calma. "Nunca vamos a ser intimidados o derrotados por el terrorismo" dijo.
El canciller Boris Johnson lo imitó. "Todos deben permanecer calmos, continuar con sus vidas en la forma más normal posible" dijo en Sky News.

Comentá la nota

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
ELONCE se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación...

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

NOTICIAS DESTACADAS