Internacionales Movió dos países vecinos

Norcorea provoca un sismo de 6,3 con detonación de poderosa bomba nuclear

Con una potencia estimada de 100 kilotones, se calcula que es 7 veces más potente que la bomba de Hiroshima en 1945. El líder norcoreano dice que puede montarla en un misil intercontinental. Movió la tierra en dos países vecinos.
Antes de que se enteraran por los medios, en China y Corea del Sur lo sintieron en la tierra. Según el Servicio Geológico de EE.UU., el terremoto provocado por la bomba nuclear que Corea del Norte hizo estallar hoy bajo tierra alcanzó la magnitud 6,3 en su epicentro y llegó a mover la tierra en los dos países vecinos. Con una potencia estimada de 100 kilotones, 7 veces superior a la de la bomba arrojada por los estadounidenses sobre Hiroshima en 1945, su efecto al aire libre habría sido devastador.
"Corea del Norte realizó un ensayo nuclear de envergadura. Sus palabras y sus acciones siguen siendo muy hostiles y peligrosas para Estados Unidos", reaccionó por Twitter Donald Trump.
En un tono mucho más medido que cuando amenazó con "fuego y furia" a Corea del Norte por los lanzamientos de misiles de julio, el presidente de Estados Unidos parecía reservar sus dardos de hoy para los posibles aliados de Washington en la pelea contra Kim Jong-un, el líder norcoreano. "Norcorea es una nación al margen de la ley que se ha convertido en una gran amenaza y en una vergüenza para China, que trata de ayudar pero no lo consigue". Para Seúl, también reservó palabras de descrédito: "En Corea del Sur se están dando cuenta, como yo les dije, de que su política de apaciguamiento con Norcorea no funciona, ¡sólo hay una cosa que entienden!".

Así se escuchó la explosión:
"El ensayo de la bomba de hidrógeno fue un éxito perfecto", dijo una presentadora de la televisión pública norcoreana. Con la explosión de hoy, la sexta y mayor de su historia, Kim completa el mensaje que quiere hacer llegar al resto del mundo: un ataque nuclear sobre Estados Unidos o sus socios en el Pacífico es posible. Si el 28 de julio hizo estallar cerca de Japón un misil intercontinental capaz de llegar a California, con la explosión de hoy quiso demostrar que ese tipo de misil podría transportar hasta las costas de California una bomba de hidrógeno 7 veces más potente que la de Hiroshima. Con ese objetivo propagandístico, el gobierno norcoreano también publicó fotografías en las que se ve a Kim inspeccionando lo que presentan como una bomba de hidrógeno instalable en su misil balístico intercontinental. David Albright, del Instituto Científico y de Seguridad Internacional de Washington, puso en duda la validez de esas fotos y no consideró posible que Norcorea haya reducido el tamaño de la bomba lo suficiente como para adaptarla a un misil intercontinental. Entrevistado por el diario The New York Times, sí admitió que la explosión de hoy fue mucho más potente que en los cinco ensayos anteriores.
Un mapa muestra donde se registró el epicentro del sismo que sufrió Corea del Norte.

Dentro de las bombas atómicas, las que incorporan tecnología termonuclear son las más poderosas. Y entre estas últimas, la de hidrógeno o bomba H es la más devastadora. Albright no confirmó que se tratara de una H pero sí consideró, por su potencia, la posibilidad de que Corea del Norte usara hoy tecnología termonuclear.
Diez minutos después del primer sismo de 6,3, un segundo movimiento de magnitud 4,6 sacudió Corea del Norte. Según el Centro Chino de Vigilancia Sismológica, pudo deberse a un "hundimiento" generado con la explosión. China activó hoy un plan de emergencia para controlar el nivel de radiación a lo largo de su frontera con Corea del Norte.

Con Beijing tanto como Pyongyang en mente, Trump también amenazó con sanciones a los socios comerciales de Kim. "Estados Unidos está considerando, además de otras opciones, detener todo el comercio con cualquier país que haga negocios con Corea del Norte", tuiteó, consciente de que China es el principal destino de las exportaciones norcoreanas.
Y por supuesto, entre las posibles reacciones al ensayo norcoreano, Tump nunca descarta el ataque militar. Al salir de una iglesia cercana a la Casa Blanca donde asistió a un servicio por las víctimas del huracán Harvey, un periodista le preguntó si planeaba atacar Corea del Norte. "Ya veremos", contestó. El jefe del Pentágono, James Mattis, fue un poco más específico. Tras reunirse con Trump prometió una "gran respuesta militar" ante "cualquier amenaza" a los territorios del país, incluido Guam, o a sus aliados.
Kim Jong-un se mostró con una bomba H.

¿Pero qué pasaría si un día Kim decide llegar con un proyectil hasta la ciudad de Los Angeles? El escudo estadounidense contra este tipo de misiles intercontinentales sólo ha sido probado en las condiciones controladas de los juegos de guerra y, aún así, está lejos de ofrecer una garantía total contra ataques. Además, Corea del Norte está investigando activamente cómo sortear esas defensas. Desde misiles que hacen zig-zag hasta los que se descomponen en múltiples cabezas para despistar a la artillería de defensa, que no sabría en cuál de ellas viaja la carga termonuclear. Como explica una investigación de The New York Times, Corea del Norte podría lanzar tres o cuatro misiles a la vez sabiendo que casi todos van a ser interceptados. Para traer el infierno a la tierra alcanza con que solo uno de ellos llegue a su destino.

Comentá la nota

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
ELONCE se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación...

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

NOTICIAS DESTACADAS