Espectáculos Tras cinco cirugías estéticas

La pesadilla de la modelo Katie Price: "Fui al infierno y volví"

Katie Price detalló los momentos que debió atravesar luego de una seguidilla de cirugías plásticas realizadas en una clínica de Turquía. La famosa modelo británica contó que no reconocía su propio rostro y que su vida estuvo en peligro.
Reino Unido mantiene al país de Oriente Medio en la lista roja de destinos por la pandemia de Covid-19. A pesar de ello, decidió viajar igual porque, según ella, "Turquía es el mejor lugar para la cirugía". "Honestamente, fui al infierno y volví, fue horrible. 'Dios mío, parezco un monstruo de una película de terror'. Solo pensé: 'Esto es todo, voy a morir'. Me desperté con agujeros y puntos de sutura en todo el cuerpo; parecía que me salían bigotes de gato por la nariz y los ojos", fue el crudo relato de la celebridad inglesa de 43 años al diario The Sun.

La idea de Price era dejar registrado todo el proceso quirúrgico en un "minidocumental" para que sus seguidores supieran lo que ocurre al pasar por un quirófano. De hecho, no solo viajó con su prometido, Carl Woods, sino también junto al equipo de su canal de YouTube, donde acumula unos 337.000 suscriptores. Sin embargo, no estaba en sus planes que su situación se complicara tanto.

En su viaje, la llamada "Pamela Anderson de Inglaterra" se sometió a cinco tratamientos: una liposucción de cuerpo completo, otra debajo de la barbilla, estiramientos de ojos y labios y una inyección de grasa en los glúteos.

Además, la estrella televisiva relató en la entrevista con The Sun cómo reaccionó su novio mientras ella atravesaba el difícil proceso. "El pobre Carl dijo que era lo peor que había visto en su vida. Pensó que estaba muerta... Dijo que había un montón de tubos y que estaba molesto porque yo parecía completamente indefensa y que era como ver cortar un trozo de carne", aseguró.
Su cuadro se complicó debido a que perdió mucha sangre. De hecho, los médicos le comunicaron que necesitaría una transfusión. Ahora, ya de regreso en su país, está "comiendo bien y tomando pastillas" para recuperarse del todo.

Price, quien fue pareja del modelo argentino Leandro Penna (conocido como "el bañero de Marley"), explicó que se sometió a semejante cantidad de cirugías porque extrañaba "a la vieja Katie". No obstante, la empresaria recordó que es una "veterana" de los tratamientos de estética.

De hecho, se operó por primera vez a sus 30 años, y desde entonces ya perdió la cuenta de las intervenciones sobre su busto. También se ha realizado varias liposucciones, tres estiramientos faciales y muchas inyecciones de bótox. Con todo, y a pesar de la experiencia traumática, Katie no descartó realizarse más procedimientos.

La Naciòn.

Comentá la nota

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
ELONCE se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación...

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.

NOTICIAS DESTACADAS