Policiales Le imputan diferentes hechos

Acusado de torturar a su ex mujer en Paraná seguirá preso hasta el juicio

El detenido está acusado por su ex concubina de ocasionarle lesiones durante reiterados hechos. La causa está caratulada como Homicidio calificado en grado de tentativa y podría ser condenado a 11 años de prisión.
El tribunal presidido por Elisa Zilli, acompañada por los vocales Pablo Vírgala y Ricardo Bonazzola resolvió extender hasta octubre, momento de la realización del juicio oral y público, la prisión preventiva del imputado Carlos Ruiz, a quien se le acusa, entre otras cosas, de torturar y atentar contra la vida de su ex concubina, hecho acaecido en Paraná y que comenzó a investigarse el año pasado.

Es común que personas que están imputadas y que serán sometidas a juicio, incluso por casos de homicidio, tengan libertad ambulatoria o se les designe un lugar físico para otorgarles prisión domiciliaria. Este no fue el caso de Ruiz, ya que, atenta a sus antecedentes y previendo que pueda ocasionar inconvenientes, se solicitó expresamente que permanezca encarcelado en la Unidad Penal 1 de Paraná.

El detenido está imputado en una causa en la que su ex concubina lo acusó de ocasionarle lesiones durante reiterados hechos ocurridos en la ciudad de Paraná, y encuadrados como violencia de género.

El acusado es Carlos Ruiz y la causa está caratulada en principio, como Homicidio calificado en grado de tentativa y podría ser condenado a una pena de 11 años de prisión.

La fiscal Valeria Vilchez fue quien pidió expresamente que el acusado no quede en libertad ambulatoria, atento a lo peligroso que esto podría ser para la causa y para su denunciante.

Carlos Ruiz está acusado de golpear a su concubina, agresiones reiteradas en el marco de privación ilegítima de la libertad y jugar a la ruleta rusa con la mujer. La aberrante situación se vivió en la casa que compartían ambos en Paraná.

Durante la audiencia de elevación a juicio, Ruiz fue acusado de diferentes hechos. En primer lugar, se puntualizó que las primeras agresiones denunciadas ocurrieron en la noche del 27 de noviembre de 2014. Ruiz comenzó a insultar y luego condujo a su concubina, por la fuerza hacia el baño, donde la golpeó en el rostro y la amenazó de muerte. "Te voy a matar, juntá tus cosas y andate de acá, te voy a hacer pelota, te voy a hacer sufrir, y si te llegas a ir de viaje de estudios con tu hijo cuando vuelvas no vas a tener nada", denunció la víctima que le dijo Ruiz.

Otro episodio agresivo ocurrió el 9 de marzo de 2016 y se extendió hasta el 12 de marzo. En ese período, en que el acusado la habría mantenido cautiva en la casa que compartían, la víctima sufrió agresiones de manera reiterada, y la sometió a malos tratos físicos y psicológicos. Además, Ruiz tomó un revolver chico, al cual le colocó una bala y comenzó a gatillar hacia el cuerpo de la víctima, hecho comúnmente conocido como ruleta rusa. El acusado habría repetido el accionar al menos en dos oportunidades, mientras continuaba golpeándola, y manifestándole que la iba a matar, según se ventiló oportunamente en sede judicial.

Además, se acusa a Ruiz haber "tirado al piso a la víctima, donde le propinó patadas en su cuerpo, accionar que se extendió hasta las 18, aproximadamente. Posteriormente, el agresor amenazó nuevamente a su concubina y le manifestó que si lo denunciaba o se iba de la casa, mataría a su hijo y luego a ella". Se agregó que Ruiz le quitó el celular y la obligó a permanecer en el interior del domicilio, donde le demarcó una zona donde la mujer podía moverse, debiendo solicitar su autorización para cualquier movimiento que deseara hacer", se pudo conocer.

Las agresiones y el cautiverio de la mujer continuaron hasta el día 12 de marzo de 2016, cuando en horas del mediodía, Ruiz comenzó a violentar físicamente otra vez a su concubina, con golpes de puño y patadas en su cabeza y cuerpo.

Mientras se sucedían las agresiones, el sujeto amenazó nuevamente a la mujer y le dijo que "si se animaba a irse de la casa, la mataría a ella, a su hijo y a la persona que la mujer estaba frecuentando", explicaron en la sala de audiencias.

Un par de horas después, la mujer aprovechó un descuido de Ruiz y huyó del domicilio para solicitar auxilio. Entre las numerosas heridas que el sujeto le provocó a su concubina, el tribunal especificó que la denunciante sufrió lesiones en sus ojos, en su nariz, y en diferentes lugares del cuerpo.
Fuente: El Diario

Comentá la nota

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad de sus autores.
ELONCE se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.

Tu comentario ha sido enviado, el mismo se encuentra pendiente de aprobación...

Comentarios

El comentario no será publicado ya que no encuadra dentro de las normas de participación de publicación preestablecidas.